La Hilandera de Flandes




Tras el edicto de expulsión promulgado por los reyes católicos, la comunidad judía de Toledo está dividida entre optar por la conversión y conservar sus bienes o partir al exilio y comenzar una nueva vida dejando todo atrás.

Efraím e Ivri encarnan ambas opciones, mientras el primero decide quedarse y casar a su hija con un hombre que le asegure un buen estatus social y el segundo decide partir a Flandes.

Ivri, para evitar que incauten las joyas de la familia, las esconde en su casa con la esperanza de regresar algún día a recogerlas. Años más tarde, su nieta Katrina, criada por su abuelo tras la muerte de su madre en el parto, llegará a ser una de las mejores hilanderas de Bruselas.





No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.